jueves, 14 de junio de 2018

1926, primer homenaje a Ramón López Velarde en Zacatecas.


1926, primer homenaje a Ramón López Velarde en Zacatecas.

Por Bernardo del Hoyo Calzada.

Los Juegos Florares realizados en el porfiriato, donde tenemos publicaciones de 1906, en Zacatecas, fueron suspendidos por la revolución mexicana, y hasta donde yo tengo entendido el poeta y Lic. Don Ramón López Velarde llegó a asistir a alguno de estos Juegos Florales, según un periodista de México, y al primer lustro o cinco años de la muerte del poeta, en Zacatecas, se volvieron a realizar, ahora en homenaje al Poeta don Ramón López Velarde, que falleció en 1921, y en el año de 1926, dentro de los festejos al poeta jerezano, se labró una placa en el crestón del cerro de la Bufa.
En obsequio a nuestros lectores, pondré copia del libro de los juegos florales de 1926 en Zacatecas.
Las otras imágenes las obtuve de mi amiga la Dra. Gloria López Velarde y Zapata, sobrina carnal del poeta Ramón López Velarde, en la ciudad de México, donde vive, y tiene junto con su esposo también dentista como la Dra. Gloria y su hija también dentista y ahijada de don Gabriel García Márquez, un centro dental, en la ciudad de México.  
 En una de las fotos de la Dra. Gloria López Velarde, se encuentran en el cerro de la Bufa, en la placa a Ramón López Velarde: don Leopoldo López Velarde y Berúmen, hermano del Poeta, con otras dos personas y el Cervantino y Lopezvelardeano Prof. Don Eugenio del Hoyo Cabrera.



 La Reina de los Juegos Florales de 1926, en Zacatecas.
Teniendo como costumbre desde principios del siglo XX, de realizar Juegos Florales con motivo del inicio de la Independencia Nacional, y también como era costumbre que el ganador de la Justa tenía como premio, el elegir Reina de los Juegos Florales, en este año sucedió algo que cambio la forma de hacer las cosas en Zacatecas, más bien aparece en el escenario zacatecano la brillante figura del exquisito poeta jerezano Ramón López Velarde.
El día 8 celebraba Zacatecas la fundación de la ciudad que en este caso era el CCCLXXX aniversario, para el día 15 que era costumbre de celebrarse la Independencia Nacional con los Juegos Florales y no se celebraron, porque este evento se pospuso para el día 30 de septiembre, por la sencilla razón de que en esta fecha vendrían de México la comisión cultural para hacerle el primer homenaje al exquisito poeta don Ramón López Velarde en Zacatecas y Jerez, a los 5 años de su fallecimiento.
Según la crónica de los Juegos Florales que fueron publicados en un libro, nos dice que el jueves treinta de septiembre, en la noche, se celebraron en el Teatro Calderón los Juegos Florales organizados por el Comité de Festejos; esta hermosa fiesta fue el broche de oro con que se cerraron las fiestas de la celebración de nuestra Independencia Nacional.
En seguida el Gobernador Constitucional del Estado señor Fernando Rodarte, declaro abierto el certamen, y el periodista zacatecano Jesús B. González secretario del Jurado Calificador, leyó el fallo del Jurado que estaba compuesto por Enrique Fernández Ledesma, José Vázquez y Jesús B. González, dando el triunfo al poeta José de Jesús Núñez y Domínguez, quien el sr. Gobernador le entrego el diploma correspondiente y el poeta laureado proclamo reina de los Juegos Florales a la bella damita zacatecana, señorita María de la Luz Romo, entre las señoritas: Rosario Rodarte, Esperanza Castorena, Josefina Carrillo, Consuelo Espinosa, Lucha Rodríguez, Evita García, Julia Garaycochea y Laura Garaycochea, acompañados con sus respectivos chambelanes.
Y nombrado Mantenedor de la Justa Enrique Fernández Ledesma, dio lectura de su brillante discurso.
El fallo del Jurado del primer tema fue para el dicho José de Jesús Núñez y Domínguez por su poesía titulada “Loa a las Minas de Zacatecas”.
Primera Mención: al señor V. Echeverría Prado, Guadalajara, por su poesía “Hoy”. 
Segunda Mención: al señor José Mirlo, de México, por su poesía titulada “Acuarela”.
Tercera Mención: al señor Pedro Caffarell, de Zacatecas, por su poesía titulada “Solar Nativo”.
Y las Menciones Honoríficas de Primera Clase al señor León García, y de Segunda Clase al señor Jacinto Riva Palacio.
La música y el festival comenzó a las ocho y media de la noche, con la Obertura <Cuentos de Hoffman> ejecutada admirablemente por la orquesta que dirige el profesor Vicente Romo.
Previo a este evento, se dieron cita en la montaña de la Bufa a las diez de la mañana, y en la invitación dice que “El acto se desarrollara bajo la presidencia del C. Gobernador Constitucional del Estado, asistiendo como invitados de honor nuestros estimables visitantes, que forman el selecto grupo de intelectuales, que desde la Capital de la Republica ha venido con este exclusivo y nobilísimo objeto”. 
Los Juegos Florales de 1926, en Zacatecas.

2ª parte.
El libro publicado en 1926, no solo es la reseña de los Juegos Florales sino la crónica del primer homenaje en Zacatecas al poeta Ramón López Velarde, espero que con esta breve reseña despierte el interés por publicarlo en facsimilar. 
El gobernador del Estado Fernando Rodarte invito a los amigos de Ramón López Velarde para hacerle un homenaje en la Bufa y en Jerez. Entre los invitados vinieron a Zacatecas desde México en un pullman a los siguientes: Rafael López, Nicolás Rangel, Alfonso Toro, Juan de Dios Bojórquez, Manuel Horta, José D. Frías, José de Jesús Núñez y Domínguez, Ernesto García Cabral, Jesús López Velarde (hermano de Ramón), Guillermo López Velarde (también Hermano de Ramón), Enrique Fernández Ledesma, José Vázquez, Jesús B. González y José Martínez Castaño, que fueron declarados huéspedes de honor de la ciudad zacatecana.
El Dr. Pedro de Alba público en el Universal y en este libro “La Ofrenda Lírica a Ramón López Velarde”, y en este artículo nos dice: “Hace 20 años, un Gobernador de extraño apellido prusiano, Pankhurst, presidía unos juegos florales en la tierra Zacatecana; entonces López Velarde comentaba con nosotros el éxito del torneo y gozábamos con su ayuda del corte clásico de los versos de Rafael de Alba que entonces obtuvieron la Flor Natural. Apenas recordamos un envío para la Reyna, que era un exquisito madrigal. ¡Qué lejos estaba de su ingenio claro y optimista que su memoria fuese honrada con unos juegos florales!”.
En la ceremonia del cerro de la Bufa, aquella mañana del 30 de septiembre de 1926, el Gobernador Rodarte acompañado del ingeniero Bojórquez y del Presidente Municipal presidio el acto, empezó la ceremonia con la hermosa marcha “Tanhausser,” que admirablemente ejecuto el conjunto orquestal que dirige el maestro Romo.
“Momentos después el señor Rodarte y sus acompañantes se dirigieron al crestón, en uno de cuyos riscos se hallaba grabada, a letras de oro, la breve inscripción que rememorará  de hoy en  lo porvenir el nombre del suave cantor de la provincia y en medio de un profundo y respetuoso silencio, descubrió la leyenda, se escucharon aplausos nutridos y el gobernador zacatecano volvió a la plataforma en donde desde la tribuna leyó vibrantemente sus hermosísimos versos el formidable poeta Rafael López”.
Las letras de oro ya no existen, pero queda su huella que dice así: “Zacatecas al poeta jerezano Ramón López Velarde”
Luego se leyó la Suave Patria por Enrique Fernández Ledesma, el poeta José D, Frías y Manuel Horta director de Revistas de Revistas y, por último, toco recitar el final al escritor revolucionario e inteligente diplomático Juan de Dios Bojórquez, que trajo la representación del Ciudadano Presidente de la Republica, D. Plutarco Elías Calles.
También aparece la crónica del viaje a Jerez: “Por una carretera amable vamos entre la montaña hacia Jerez, el pueblo natal del poeta. Sembrados en el valle, una presa, mínima laguna; nos hace más bello el sol y el día. Al fin entre unos árboles, Jerez”.
Comenta José D. Frías, además de “Vamos en procesión a la casa de Ramón López Velarde. Una de tantas mansiones provincianas, con su patio verde y clásico. Yo no alcance a ver el pozo que amedrentaba al gran lírico en su juventud; me conformé con hablar con el hijo de la Prima Águeda.
Una vez descubierta la placa que da el nombre del Poeta a la calle donde está la alcoba de su nacimiento, el gobernador Rodarte dijo palabras de justicia para el desaparecido y para el impulso revolucionario que honra al talento. Fue tan merecedor de aplausos como el licenciado Toro, cuya sinceridad fue conmovedora al hablar de su amigo, e invitar a las jerezanas, esas doncellas que alabara don Ramón en uno de los poemas inmortales de <Zozobra>, para que llevaran rosas de aniversario al domicilio del poeta”.
Y por último quiero comentar que aún se le llevan 33 rosas a Ramón, pero ahora en su monumento en el jardín Rafael Páez.

Guadalupe, Zac., 14 de junio de 2018.
                          


































































































































No hay comentarios:

Publicar un comentario